Académicos de la Ibero señalan que los candidatos a la presidencia de México son poco sensibles ante la violencia

Hace unos días, en el museo Memoria y Tolerancia, se llevó a cabo ‘Diálogos por la Paz y Justicia’ con cuatro de los candidatos a la Presidencia de la República, quienes mostraron falta de conocimiento de cómo vive la sociedad civil la violencia, así como la poca empatía y sensibilidad frente al tema de violación a los derechos humanos, señalaron académicos de la Universidad Iberoamericana que estuvieron presentes en el evento.

La Dra. Helena Varela, directora de la División de Estudios Sociales de la IBERO y quien fungió como moderadora en el diálogo con los presidenciables, dijo que observó a un Ricardo Anaya, candidato del Frente (PRD-PAN-MC), sin propuesta específica para combatir la violencia, y evadió las preguntas sobre la responsabilidad que pudiera tener el partido que representa.

Durante el encuentro con colectivos de víctimas, mismo que ayudó a coordinar la IBERO, Anaya reconoció que la Ley de Seguridad Interior requiere una reforma profunda, pues su deficiencia más grande ha sido que no se establecieron incentivos para que los cuerpos civiles asumieran responsabilidades. Se manifestó en favor de crear una Comisión de la Verdad en México, pero que sea creada por el Congreso y con acompañamiento internacional. Afirmó que la legalización del cannabis no resolverá el tema de la violencia y la inseguridad, pero dijo estar abierto a un debate.

Respecto al candidato de la coalición ‘Juntos Haremos Historia’ (Morena-PES-PT), Andrés Manuel López Obrador, la académica apuntó que el tema no lo consideraba parte de su agenda y vio a un candidato que considera basar el éxito de un gobierno en la voluntad y su capacidad de generar cambios por sí mismo.

En su intervención en el diálogo, AMLO presentó un decálogo para víctimas de la violencia y dijo estar en favor de crear una Comisión de la Verdad para el caso de Ayotzinapa y que organizaciones internacionales que trabajan para evitar la impunidad intervengan en el país y puedan perseguir delitos. En cuanto a la legalización de las drogas, el tabasqueño expresó que es un tema que debe debatirse y respecto a echar para atrás la Ley de Seguridad interior sólo dijo: “Ni sí, ni no”.

Para la Dra. Varela, el candidato de la coalición ‘Todos con México’ (PRI-PVEM-Panal), José Antonio Meade, ofreció un discurso coherente en sí mismo, pero inconsistente con lo hecho por el actual gobierno y el partido que lo abandera. Un presidenciable consciente de que el cambio institucional es muy importante, pero muy alejado sobre las propuestas de crear comisiones de la verdad.

Respecto a la participación del candidato independiente Jaime Rodríguez Calderón, ‘el Bronco’, la académica consideró que propone mantener las cosas como están, ‘con mano dura’. Explicó que es uno de los candidatos más alejados de la agenda de la sociedad civil.

El único compromiso que aceptaron los cuatro candidatos fue la reunión con víctimas el 17 de septiembre, en donde se abordarán temas como los desaparecidos, política migratoria, pueblos indígenas, trata, feminicidios y desmantelamiento patrimonial y financiero del crimen organizado.

No estuvieron a la altura de las expectativas: Dr. José Luis Caballero

En un balance sobre lo acontecido durante los ‘Diálogos por la Paz y Justicia’el Dr. José Luis Caballero, director del Departamento de Derecho, señaló que los candidatos no estuvieron a la expectativa de lo que piensa la sociedad y la agenda que ésta ha propuesto como una vía de seguridad, paz, justicia y respeto a los derechos humanos. Las organizaciones han construido un mínimo, considerado irreductible, para lograr la democracia, mientras que los candidatos todavía transitan con condicionamientos.

El Dr. Caballero Ochoa, también presidente del Comité Coordinador de Visitas de Candidata y Candidatos Presidenciales de la IBERO, consideró importante que en la reunión que sostendrán el presidente electo y las víctimas de la violencia se suscriban una serie de compromisos que se cumplan obligatoriamente, y poder tener un observatorio.

“No vamos a transitar a otro estado de cosas si esa agenda puntual que posicionó la Universidad junto con los colectivos de víctimas no se cumple: en modelo de seguridad, política de drogas, fiscalía autónoma, en mecanismo internacional de lucha contra la impunidad y en comisiones de la verdad. Creo que respecto al estado en el que se encuentra el país no es una sofisticación sino una agenda necesaria. Es importante que los candidatos hayan escuchado el posicionamiento de la sociedad a través de las organizaciones”, dijo el académico.

El director de Programas de Incidencia, Pablo Reyna, quien junto con la Dra. Helena Varela moderaron los ‘Diálogos por la Paz y Justicia’, consideró que hay posturas importantes en los candidatos con relación a la posibilidad de un mecanismo contra la impunidad y la corrupción que cuente con la participación de personas nacionales y extranjeras. Fue importante, dijo, que AMLO manifestara su apertura a un mecanismo de este tipo que, incuso, pueda perseguir delitos.

“Me parece que falta entendimiento por parte de los candidatos acerca de la importancia de un mecanismo contra la impunidad, así como impulsar una comisión de la verdad que permita saber cómo es que llegamos a esta crisis de seguridad y derechos humanos. En términos de la fiscalía, me parece que han quedado claras las posturas de cada uno de los candidatos, han expresado lo que consideran que se debería de hacer. Hay quienes no están de acuerdo en una fiscalía autónoma e independiente del poder ejecutivo. Sobre política de drogas, me da la impresión que hay posturas muy diversas”, dijo Reyna.

Por su parte, el Mtro. Juan Eduardo García Hernández, director de Formación y Acción Social, aseguró que este espacio para escuchar las posturas de los candidatos frente a la violencia que vive el país fue pertinente, y también para que se conocieran las posturas de la sociedad civil y ver qué tan sensible están con el tema.

“Me pareció (que hubo) poca sensibilidad; mucha ambigüedad en preguntas directas como la Ley de Seguridad Interior. En otros casos, sentí poca sensibilidad frente a las víctimas; (parecía) que lo que ellos tenían era un juego de adversarios. El diálogo que estábamos pretendiendo en este espacio era un llamado de paz, de reconciliación, de decirles nos duele esto y lo que buscamos es empatía, una respuesta contundente. El diálogo fue generoso, pero no vi un posicionamiento de alguno de los candidatos firme y contundente con lo que estamos viendo ahorita”, manifestó García.

Read 15 times
Login to post comments
We use cookies to improve our website. By continuing to use this website, you are giving consent to cookies being used. More details…